AgendaCiudades-Parques-Jardines y Techos Verdes

Arquitectura sostenible: Cinco edificios que emulan la naturaleza

Arquitectura sostenible: Cinco edificios que emulan la naturaleza
Compártelo en tus Redes Sociales:

Hoy Paisajismo Digital te lleva a conocer los edificios que emulan la naturaleza, los cuales contribuyen al mejoramiento del bienestar humano haciendo uso de la conexión con la naturaleza, a través del diseño biofílico, que consiste en crear edificaciones ecológicas de la mano con el desarrollo urbano

Diseño biofílico, clave para emular la naturaleza

El diseño biofílico es aquel que se caracteriza por contribuir y preservar el contacto del ser humano con la naturaleza, acercándola de forma eficaz a sus entorno cotidiano (edificios, casas, centros comerciales, entre otros); lo cual genera crecimiento en el bienestar de las personas que coexisten en esos entornos.

La palabra Biofilia significa amor por la vida, en este concepto se enmarca la vida humana y la biodiversidad natural. Por tanto, al implementar este diseño en la creación de edificios que emulan la naturaleza, se da un impulso inmenso al cuidado y sostenimiento de la naturaleza y el bienestar humano. Este sistema de arquitectura verde, trae beneficios en la purificación del aire, reducción de temperatura y genera espacios de paz y tranquilidad.

Debido a que, en promedio los seres humanos pasan un 90% de su tiempo dentro de edificaciones, este movimiento biofílico se encarga de llevar la naturaleza a estos espacios para recrear una conexión. Según un estudio realizado por Terrapin Bright Green de 2012 titulado “La economía de la biofilia”, pudo demostrar que, cuando una persona observa la naturaleza y sus reacciones, genera en el individuo un mejoramiento en su creatividad y logra disminuir los problemas médicos en los trabajadores, por ejemplo el llamado síndrome de edificio enfermo.

Centro Eastgate, Harare, Zimbabwe

Ubicado en el centro Harare, Zimbabwe, se trata de centro comercial y bloque de oficinas diseñado por Mick Pearce. La gran edificación cuenta con 5.600 metros cuadrados de espacio comercial, 26.000 de espacio de oficina y un estacionamiento para 450 vehículos. Fue inaugurado en el año 1996 y es reconocido como uno de los edificios que emulan la naturaleza.

La estructura consta de un sistema de ventilación natural, el cual permite mantener una temperatura optima dentro del mismo, sin necesidad de usar aires acondicionados. Esto se debe a que fue diseñado usando las características naturales de los nidos de una especie de termitas áfricas, las Macrotermes michaelseni, las cuales hacen uso de los principios básicos de la termorregulación para hacer circular el aire caliente en el área superior del nido y renovando el aire más frio en la parte inferior.

Arquitectura sostenible: Cinco edificios que emulan la naturaleza
Arquitectura sostenible: Cinco edificios que emulan la naturaleza

Teatro Nacional de Taichung, China

Con una construcción de 57.685 metros cuadrados, el teatro conocido mundialmente como Taichung posee una impresionante estructura que desafía a cualquier edificación moderna. En esta no se encuentran ángulos rectos, por el contrario, su diseño interno es curvo, para llevar al espectador a una sanción de estar entrando a una cueva. Este estilo cavernario permite percibir lo impresionante del edificio que emula la naturaleza dentro de Taiwán.

El teatro fue diseñado por el arquitecto japonés Toyo Ito en colaboración con Cecil Balmond Arup AGU. Por otra parte, la gran obra tuvo un tiempo de construcción de 10 años. A su vez, su estructura interna alberga 3 espacios para diferentes presentaciones: el Grand Theater, con 2.014 asientos, la Playhouse con 800, y la Black Box con 200 puestos.


Te puede interesar: Cambio climático en tu jardín: cómo influir positivamente sobre él


Arquitectura sostenible: Cinco edificios que emulan la naturaleza
Arquitectura sostenible: Cinco edificios que emulan la naturaleza

30 St Mary Axe (edificio Gherkin) de Londres, Reino Unido

Diseñado por Norman Foster y construido por la empresa sueca Skanska, es el cuarto edificio más grande de la ciudad de Londres. Fue inaugurado el 25 de mayo de 2004. Por otra parte, es también conocido como el pepinillo, y está diseñado de tal manera que pueda regular la temperatura según el cambio climático.

Lo anterior se debe a que el recubrimiento del edificio posee dos sistemas de cortinas de vidrio, las cuales se encuentran separadas entre sí. Esto permite que el calor quede atrapado entre las dos cortinas y se expulse a través de respiraderos.

Es un ejemplo de arquitectura sostenible y ecológica, que permite minimizar el consumo energético de al menos el 50% en comparación con otros edificios, al usar la naturaleza para regular la temperatura del edificio.

Edificio BIQ. Bioarquitectura Algae (Casa de algas), Hamburgo, Alemania

Con una estructura de cuatro pisos y 15 apartamentos, es el primer edificio que controla su calefacción a través de una fachada biorreactiva. Ubicado en el norte de Hamburgo, cuenta con 129 paneles de 2.5×0.7 metros alrededor del edifico, estos se mueven para posicionarse frente al sol, lo cual aporta un mejor desarrollo a las algas.

En los paneles se encuentran las microalgas, las cuales se cultivan a base de luz, nutrientes, dióxido de carbono y agua. Estas algas producen un método ecológico de calefacción, generación de energía biorreactiva y reducción del ruido externo. Cabe destacar que es un proyecto en constante estudio y evolución, ya que permite cubrir un 50% del consumo energético de la edificación, pero que en el futuro permitirá crear energía ecológica y sostenible para cubrir el 100% de las necesidades de cualquier construcción.

Kunsthaus de Graz, en Austria

Está ubicado entre calles Südtiroler Platz y Lenkai de la ciudad de Graz. El impresionante museo de arte contemporáneo fue diseñado por los arquitectos londinenses Peter Cook y Colin Fournier. En su exterior posee la apariencia de una oruga con sus patas hacia arriba, debido a que tiene 16 toberas por lo cual se capta la luz hacia el interior.

La estructura está cubierta por florecientes que cambian de color y le dan estilo y vida al edificio. Por su parte, la construcción tiene 23 metros de altura y se encuentra dividido en cuatro plantas. En su cubierta se pueden apreciar 1.288 paneles fotovoltaicos de acrílico semi transparente, estos generan la energía que alimenta a todo el complejo.


Te puede interesar: Escuela Virtual de Paisajismo y Jardinería – 100% Online


Arquitectura sostenible: Cinco edificios que emulan la naturaleza
Arquitectura sostenible: Cinco edificios que emulan la naturaleza

Conclusiones de un Paisajista

Los edificios que emulan la naturaleza a través del diseño biofílico, son una opción cada vez más considerada para la creación de estructuras urbanas. Esto se debe a la necesidad de coexistir entre la humanidad y la naturaleza, dentro del entorno que las personas transitan día a día. En los cuales ,en su mayor parte, son calles o paredes de concreto; carentes de verdor, tranquilidad, armonía o semejanza con la naturaleza.

Comment here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.