Compártelo en tus Redes Sociales:

Hoy, Paisajismo Digital, tiene para ti un artículo especial. Referido a la creación de hábitats empleando plantas nativas que puedan ayudar al desarrollo de la fauna local. Esta iniciativa se debe a que, cada día, son más las zonas desforestadas por obra de los humanos. También son cada vez más las especies animales que están desapareciendo a causa de la pérdida de sus ecosistemas. Por ello, en el diseño de jardines, parques, y proyectos para reforestar grandes espacios es imprescindible comprender el papel importante que juegan las plantas nativas. Conoce más a continuación.

Las plantas nativas y su relación con la fauna

Las plantas nativas forman parte de los ecosistemas más pequeños hasta los más grandes y complejos. Dos ejemplos de ello pueden ser la selva amazónica o un jardín diseñado en casa. Estas comprenden el total de aquellas especies vegetales que son autóctonas de una o varias regiones. Esto quiere decir que llevan miles de años evolucionando junto con el resto del entorno, la fauna, la flora, el clima y el relieve.

Importancia de las plantas nativas en la creación de hábitats para la fauna local
Importancia de las plantas nativas en la creación de hábitats para la fauna local

Todas las especies, desde plantas hasta los animales, al ser nativos de una región, se consideran seres activos para la preservación del ecosistema. Es de destacar que una especie de planta o animal nativo no es necesariamente endémico. Con ello queremos decir que la fauna y la flora de una región se considera nativa cuando, al llegar a algún ecosistema se adapta y ayuda en el desarrollo del mismo. Y una especie endémica es aquella que se encuentra en la región desde su evolución.

Lo antes mencionado se puede explicar utilizando a las grullas africanas como ejemplo. La Grus paradisea, también llamada grulla del paraíso, es endémica y nativa de África del sur. Esta se puede ver a lo largo de esta región, contribuyendo en el equilibro del ecosistema. Por otra parte, encontramos a la Bugeranus carunculatus, otra especie de grulla africana que es nativa de África del sur y también del norte. Esto no significa que sea endémica de estas regiones, sólo que se ha adaptado favorablemente en los dos ecosistemas contribuyendo para su desarrollo.

Relación entre la fauna y las plantas nativas: algunos ejemplos

Entonces, para entender la relación entre las plantas nativas y la fauna se requieren exponer diferentes escenarios. El primero de ellos nos muestra cómo la fauna interactúa directamente con la flora. Por ejemplo, con las aves de la familia de los Trochilinae o colibríes y las plantas con flor, nativas o endémicas, de las cuales estos pájaros se alimentan. Su relación favorece a ambos, ya que los colibríes obtienen alimento de estas plantas, y al mismo tiempo se encargan de llevar el polen. Haciendo el ciclo que se conoce como polinización o reproducción de las plantas.

Igualmente encontramos a las abejas, consideradas por la ONU como la especie más importante del planeta. Estas son polinizadoras por excelencia en todo el mundo. Lo que ayuda a que las plantas nativas de cada región se puedan reproducir. Con ello, es de acotar que, sin la fauna que se encargue de polinizar las especies vegetales no podrían reproducirse y por tanto, habría desforestación natural masiva. Por otra parte, si no están las plantas de las cuales las abejas y los colibríes, y otras especies como las mariposas por ejemplo, se alimentan, estas irían desapareciendo rápidamente por no tener otro medio para alimentarse.

Las abejas, uno de los mayores ejemplo de la relación entre fauna y flora

Es así como la cadena de desarrollo del ciclo natural en el ecosistema se rompe y de a una especie a otra, se empieza a ver una reducción en sus números, tanto para la fauna como para la flora. Con el ejemplo antes mencionado de las abejas, en dado caso que estas perdieran su fuente de alimento, tarde o temprano desaparecerán y posteriormente, también lo harán aquellas especies, como plantas carnívoras y la fauna que se alimenta de ellas y así sucesivamente hasta que el ecosistema completo decaiga.

Es así como la integración de plantas que no son nativas en un ecosistema pueden afectar negativamente, puesto que la fauna y flora autóctona no está adaptada a ellas. En cambio, la inserción de plantas nativas que han sido removidas de un ecosistema aportarán en el desarrollo de otras especies vegetales y animales, reconstituyendo el sistema.

Importancia de las plantas nativas en la creación de hábitats para la fauna local
Importancia de las plantas nativas en la creación de hábitats para la fauna local

Cómo crear hábitats para fauna local con plantas nativas

Un hábitat es un lugar con determinadas características y condiciones para que se desarrolle una variedad de organismos adaptados a ellas. En esencia, el hábitat es un ecosistema compuesto por seres vivos y factores climáticos y de relieve que funcionan al unisono para desarrollarse. Es así que, para crear hábitats que armonicen y sean beneficiosos para la fauna local empleando plantas nativas, es necesario tomar varias pautas para asegurar un diseño exitoso.

Lo primero que debes tomar en cuenta es el manejo de las poblaciones de flora y la fauna circundante del lugar, sobre todo la de insectos y aves. Esto determinará qué tipo de plantas nativas son las ideales para crear un hábitat acorde a las necesidades de las especies endémicas de la región.

Por su parte, seguido a ello, debes buscar qué tipo de plantas nativas se relacionan entre sí y qué tipo de fauna quieres que aprovechen el ecosistema a diseñar. Ahondado a ello también debes prestar atención a los cambios climáticos de la zona y el tipo de relieve que hay, además de las propiedades químicas y orgánicas del suelo o el sustrato que vas a emplear.

Luego es necesaria un investigación minuciosa de las poblaciones actuales de fauna y la complejidad debe tener un ecosistema para que cada una de las especies locales puedan interactuar en el hábitat diseñado.

El Jardín Educativo de Plantas Nativas y Vivero Solnaturi, un ejemplo de una hábitat con plantas nativas

Un ejemplo de lo mencionado es el Jardín Educativo de Plantas Nativas y Vivero Solnaturi, de la ciudad de Buenos Aires, Argentina. Allí podemos encontrar un aproximado de 260 plantas nativas de la región que han sido plantadas cuidadosamente después de estudiar su desarrollo en hábitats naturales. El diseño de este jardín ha atraído a una gran variedad de insectos, sobre todo mariposas. De estas ya se han registrado más de 85 especies. Además, otros animales como las aves se han acentuado en el lugar. registrándose aproximadamente unas 41 especies habitando desde hace más de dos décadas.

Importancia de las plantas nativas en la creación de hábitats para la fauna local
Importancia de las plantas nativas en la creación de hábitats para la fauna local

Conclusiones de un paisajista

Cuando pienses en diseñar un jardín, un parque, o reforestar alguna zona que allá perdido gran parte o la totalidad de su flora. Paisajismo Digital te recomienda que emplees las plantas nativas, pues son ellas las más aptas para desarrollarse rápidamente en el lugar. Sin importar que tal deteriorado esté el hábitat. Además, las plantas nativas atraerán a las especies de fauna que se benefician de ellas. Esto reactivará, con el tiempo, el ecosistema que ya estaba instaurado o creará uno igual de sustentable.