Compártelo en tus Redes Sociales:

jardin en veranoCuando el sol arrecia, el jardín puede ser un lugar ideal para disfrutar de un momento de tranquilidad y frescor, mientras el aroma de las flores acompaña al visitante que por él pasea.

Una buena selección de plantas a localizar en un jardín en verano puede ser la caña de indias (Costus allenii Maas), la adelfa (Nerium oleander), el gladiolo (Gladiolus spp.), la lonicera (Lonicera caprifolium), la jara (Cistus ladanifer), el jazmín (Jasminum officinale), la lavanda (Lavandula officinalis), el laburno (Laburnum anagyroides), el hibisco (Hibiscus rosa-sinensis), el tilo (Tilia Platyphyllos), la jara (Cistus ladanifer), la magnolia (Magnolia grandiflora), el clavel (Dianthus caryophyllus), el acanto (Acanthus mollis), el granado (Punica granatium), la amapola (Papaver rhoeas) o el geranio común (Pelargonium hortorum), entre otras.

Cuidados especiales del jardín en verano

Es importante mantener el terreno cubierto para protegerlo de las altas temperaturas. Para ello, se dispondrá sobre el suelo que quede desnudo un acolchado adecuado. Esta sencilla acción prevendrá e impedirá la evaporación exagerada de agua y, de esta manera, se promoverá un uso adecuado de este preciado elemento.

Así mismo, se deberá cuidar el riego durante el verano. Cuando sea preciso aportar agua al jardín, se realizará a primera hora de la mañana o por la tarde. De este modo, se minimizará la posibilidad de que las plantas sufran choques térmicos.

Jardin en Begues

Por otra parte, es recomendable recoger los restos orgánicos generados. Una buena idea para reutilizar esta materia orgánica desechada, será realizar compost. También puede ser empleada para realizar las labores de acolchado del terreno.

A veces, puede ser necesario abonar aquellas plantas que estén floreciendo.

Por último, algunas especies que pueden sembrarse en julio son centaurea (Centaurea dealbata), pensamiento (Viola spp.) o campánula (Campanula carpatica). Mientras que, en agosto será la época de siembra para la clavelina (Dianthus deltoides), la amapola o la begonia (Begonia spp.).

En resumen, a pesar del calor extremo que a veces se soporta en verano, con unos cuidados adecuados nuestros jardines pueden mantenerse bellos, agradables y aromáticos. Así pues, podremos seguir disfrutando de ellos durante esta época del año